Páginas vistas en total

domingo, 4 de julio de 2010

Politicamente incorrecto

Y esto pasa en un pais que se llena la boca criticando el nacionalismo,especialmente el arabe, realmente en el mundo se ejerce una gran censura sobre el arte y curiosamente ese no es un tema destacado en la gran prensa que se la pasa criticando la censura politica.

La imagen de la polémica

Despedidos por la foto que ultrajó la bandera francesa

Escándalo por una imagen en la que se usa la bandera como papel higiénico

ELMUNDO.es Madrid

Actualizado sábado 03/07/2010 18:08

La polémica lleva un mes vigente en Francia y no pierde fuerza. Al contrario, a partir de ahora puede que aún dé más que hablar. Dos empleados de la Fnac, considerados por el grupo los responsables de premiar una imagen en la que un hombre utilizaba la bandera francesa como papel higiénico, han sido despedidos.

La foto en cuestión se publicó el pasado marzo en el diario gratuito 'Metro' y luego obtuvo un premio en un concurso amateur organizado por la Fnac en Niza. Aunque la categoría del galardón era la de la foto más 'políticamente incorrecta', nadie, salvo el jurado, lo entendió como una broma. La controversia que se generó fue tan grande que nunca llegó a exponerse al público.

El Gobierno se mostró tan escandalizado por la imagen -que llegaba justo cuando Francia se encuentra inmersa en un debate sobre su nacionalidad y los símbolos-, que el ministro del Interior, Brice Hortefeux, convocó al mismísimo presidente de la Fnac, Christophe Couvillier, para pedirle explicaciones por lo que consideraba un "ultraje inaceptable" y "una forma de ridiculizar el símbolo de la República". La ministra de Justicia, Michèle Alliot-Marie anunció entonces acciones legales.

Ahora, tras un mes estudiando la cuestión, han decidido despedir a dos de los implicados en el caso por "falta grave". Una de las afectadas es la directora de comunicación de la Fnac de Niza, a quien acusan de "haber manchado la reputación del grupo (la Fnac)", según han informado a la prensa francesa fuentes sindicales. La dirección de la Fnac se ha negado, por el momento, a hacer cualquier comentario "ya que el procedimiento sigue en curso".

Sin embargo, los 'culpables' se muestran indignados porque "se han limitado a cumplir con su trabajo", dado que tenían que elegir la imagen políticamente incorrecta.

Además de las disculpas públicas, de no exponer la foto y de los despidos, la cadena comercial ha introducido una modificación en sus reglamentos de concursos fotográficos para que no vuelva a repetirse una situación similar.

Ante estos hechos, la ministra de Justicia propuso un proyecto de decreto que complete la legislación de 2003, según el cual "el delito de ultraje a la bandera o al himno nacional se castigará con una multa de 7.500 euros y seis meses de prisión".

No obstante, algunos consideran que esto atenta contra la libertad de expresión. El director de 'Metro', único diario que publicó la ya famosa foto, argumentó que el problema "estaba en saber cuál es el límite del arte, de la provocación, de la libertad de expresión". Todos ellos, conceptos bastante difíciles de delimitar.

En cualquier caso, si el objetivo era que nadie viera la foto, con tanta polémica se ha conseguido todo lo contrario, pues la imagen corre como la pólvora por las páginas de Internet.