Páginas vistas en total

jueves, 4 de noviembre de 2010

Parece que algo se mueve en la politica cubana

El presidente cubano, Raúl Castro, en la inauguración del nuevo seminario católico de La Habana.- AFP

Raúl Castro 'bendice' el nuevo seminario católico de La Habana
La cúpula del régimen cubano asiste a la inauguración del edificio, el primero que se construye en la isla desde la revolución comunista de 1959

AGENCIAS / EL PAÍS - La Habana/ Madrid - 04/11/2010

El presidente cubano, Raúl Castro, ha asistido este miércoles (madrugada en España) a la inauguración del seminario de San Carlos y San Ambrosio, la primera construcción de la Iglesia católica en la isla desde la revolución comunista de 1959.

A la ceremonia oficial, encabezada por el cardenal y arzobispo de La Habana, Jaime Ortega, y el presidente de la Conferencia de Obispos Católicos de Cuba, Dionisio García, han asistido unos 300 invitados, entre ellos parte de la plana mayor del régimen. Junto a Raúl Castro acudieron los ministros de Cultura, Abel Prieto, y de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez; la responsable de la Oficina de Asuntos Religiosos del Partido Comunista, Caridad Diego, y el historiador de Ciudad de La Habana, Eusebio Leal.

También han asistido al acto el nuncio apostólico de la Santa Sede en La Habana, Giovanni Angelo Becciu, así como otras autoridades eclesiásticas, entre las que se destacaba la presencia de representantes de la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos, con el arzobispo de Miami, Thomas G. Wenski, a la cabeza.

Diálogo abierto

La construcción del nuevo seminario católico, que se encuentra a las afueras de La Habana y tiene capacidad para alojar a un centenar de personas, constituye un hecho relevante en las relaciones entre la Iglesia y la Revolución cubana, que en el último medio siglo han pasado por momentos de crisis, tensiones y altibajos. Hoy la coyuntura es favorable gracias al diálogo abierto este año entre el presidente, Raúl Castro, y la jerarquía católica de la isla, que ha dado como fruto un proceso de excarcelación de presos políticos todavía en curso.

Este año Cuba, un Estado oficialmente ateo hasta 1992 -cuando esta definición fue sustituida en la Constitución por la de "laico"-, recibió la visita del secretario del Vaticano para las Relaciones con los Estados, Dominique Mamberti, el más alto representante de la Santa Sede que ha viajado a la isla desde 2008, cuando estuvo el entonces secretario de Estado, Tarcisio Bertone, para el décimo aniversario de la histórica visita de Juan Pablo II. El cardenal Bertone fue el primer dignatario internacional recibido por Raúl Castro, tras asumir oficialmente la presidencia de Cuba de manos de su hermano Fidel.

Tras décadas de deterioro, la visita pastoral del papa Wojtyla a la isla, en 1998, fue el acontecimiento que definitivamente marcó el inicio de la distensión entre Iglesia y Estado. Entonces el Gobierno levantó la prohibición de las procesiones, se declaró oficial la celebración de la Navidad y se autorizó la entrada en el país de religiosos.