Páginas vistas en total

viernes, 28 de abril de 2017

La Pobreza en la Cuba actual

Desigualdad en Cuba: ¿combatiendo la riqueza o la pobreza?


Abril 25, 2017


Desigualdad en Cuba: ¿combatiendo la riqueza o la pobreza? 
Reducir la desigualdad en Cuba requiere medidas de diverso tipo, pero no todas tienen la misma prioridad, ni similar urgencia. Contrario a lo que muchas veces parece asumirse en el debate nacional, reducir la desigualdad en Cuba no consiste, fundamentalmente, en comprimir la riqueza de quienes la tienen, sino en resolver la pobreza de quienes la padecen.

Para que no haya equívocos, no me parece éticamente apropiado que existan en el país personas y grupos sociales con niveles de ingreso y de riqueza 30 veces, o más, superiores al de muchos ciudadanos que son personas calificadas, decentes y trabajadoras; pero el imperativo ético que debe ser priorizado y las acciones de política para respaldarlo deben ser colocados en erradicar las causas de la pobreza y no tanto en aminorar la creación de riqueza que se produce dentro de la ley.
Establecer mecanismos de redistribución acreditados –como los impuestos- que permitan hacer transferencias de unos grupos a otros debe ser, sin duda, parte de las políticas nacionales para alcanzar una sociedad más equitativa. Es un componente para evitar altos niveles de concentración de los ingresos y de la riqueza, pero la prioridad debe colocarse en políticas que favorezcan incrementar el ingreso de quienes hoy son pobres.

La desigualdad siempre es un concepto relativo. En lo económico, se refiere a la diferencia en los niveles de vida entre personas y grupos, como resultado de procesos de distribución de ingresos y de riqueza.

En el mediano y largo plazos, la desigualdad económica pudiera expresarse como desigualdad social –por ejemplo, la re-estratificación social- y también como desigualdad política, por ejemplo, el desencanto de sectores sociales con la política y el resultante vacío participativo que no queda “desocupado”, sino que pudiera beneficiar a otros grupos sociales.

En la práctica, desigualdad y pobreza tienden a existir simultáneamente y están relacionadas entre sí, aunque se trata de dos conceptos distintos. No siempre ocurre de esa manera pues hay países donde existen niveles relativamente altos de desigualdad, pero la pobreza extendida no es significativa. Sin embargo, este no parece ser el caso de Cuba.

La existencia de bienes y servicios públicos de acceso universal (como la salud y la educación) han desempeñado un papel importante en evitar niveles masivos de pobreza y un crecimiento aun mayor de la desigualdad, pero mantener e incluso mejorar esos bienes y servicios públicos no va a reducir, por sí solo, la pobreza y la desigualdad en Cuba.

A pesar de la ausencia de datos oficiales actualizados sobre desigualdad y pobreza  -la última valoración del índice de Gini fue de 0,407 hace casi 20 años atrás y el nivel de pobreza estimado por especialistas es de aproximadamente el 25 por ciento de la población-,  Cuba parece encontrase en una situación donde la reducción de la pobreza y de la desigualdad deben ir de la mano.

Expresado en otros términos: existe pobreza porque determinados grupos sociales han sido colocados en una situación permanente de desigualdad que les impide superar la pobreza. Por esa razón, tratar de reducir la pobreza dependería de la modificación de la condición de desigualdad en la que viven esos grupos sociales.

En un país donde la mayoría de quienes reciben un ingreso son trabajadores asalariados, las causas de la pobreza y de la desigualdad deben ser buscadas en el mercado laboral. Es, esencialmente, un problema de bajos salarios. Dado el peso mayoritario que tiene el sector estatal en el empleo asalariado, es plausible asumir que los bajos salarios estatales parecen ser una causa central de los niveles de desigualdad y de pobreza.

Aunque las llamadas “líneas de pobreza” son una medición insuficiente y controvertida del nivel de pobreza de un país, es, de todas maneras, un dato que hay que tener en consideración. No existe un cálculo oficial de la “canasta básica” en Cuba, pero existen economistas cubanos que han realizado estudios de terreno, que aportan evidencia que, aunque obviamente no puede ser asumida como un reflejo estadístico preciso de la media nacional, permiten tener datos concretos para hacerse una representación de la desigualdad y de la pobreza.

Ese es el caso del estudio realizado en 2015 por la Dra. Blanca Munster basado en una muestra de hogares del Consejo Popular Santa Fe.  En ese estudio, el 96 por ciento de los hogares registraron ingresos per cápita iguales o menores de 420 pesos, en tanto el gasto mensual declarado por cada familia era de 1,955 pesos, de los cuales 1,710 pesos fueron gastos de alimentación.

El dato que debe ser retenido es que se necesitaban cuatro fuentes de ingreso promedio per cápita por cada núcleo familiar, simplemente para comer. Expresado de otra manera: el ingreso per cápita apenas cubría la cuarta parte de los gastos en alimentación de una familia.

Nótese que este tipo de estudios concretos ilustra una realidad que es mucho más compleja que la ilusión que pudieran ofrecer cifras como el salario estatal medio mensual que ha crecido en los últimos años, alcanzando un nivel de 687 pesos en 2015.

Hay un punto importante que debería ser entendido: reducir la pobreza y la desigualdad en Cuba no pasa, esencialmente, por medidas de redistribución social sino por transformar la esfera productiva, especialmente en lo relativo a la distribución primaria del ingreso. Resolver el problema en el sector estatal debería ser una prioridad y una urgencia.

Seguramente pudiera argumentarse que el sector estatal no puede pagar salarios más altos porque debe evitarse una potencial situación inflacionaria que acarrearía más pobreza y más desigualdad. Este es un argumento válido, pero no estoy abordando ahora las disfuncionalidades de una empresa estatal que ni siquiera es capaz de retribuirles a sus empleados el valor del “producto necesario” (valor producido por el trabajador para cubrir sus necesidades).

Estoy discutiendo ahora las causas de la pobreza y de la desigualdad, y la función que desempeña en ambos procesos la existencia de salarios muy bajos. Son discusiones que deben hacerse de manera integrada, pero lo que afirmo es que la pregunta “¿por qué hay pobreza en Cuba?”, tiene una respuesta directa en los bajos salarios y en ingresos asociados, como las jubilaciones.

Es importante entender cómo funciona la pobreza y la desigualdad. Claire Melamed, especialista de OXFAM, ha anotado una cuestión que me parece conveniente adoptar como marco general para abordar temas de desigualdad y de pobreza en Cuba: “Existen dos maneras muy diferentes de pensar en la desigualdad. La primera se enfoca en el rico. La segunda se enfoca en el pobre. La primera es sobre la que más escuchamos hablar. La segunda es la que verdaderamente importa”.

¿Por qué debería importarle –exactamente- a un obrero cubano que unos pocos “ricos” tuviesen más ingresos que muchos trabajadores “pobres”? (una respuesta como esa no es obvia, hay que explicarla);
¿Es que si esos “ricos” fueran despojados de su riqueza, mejoraría realmente ello la situación del trabajador “pobre”? (la redistribución pudiera ser parte de la solución, pero el problema es mucho más complejo)
De nuevo, expreso mi rechazo ético a la concentración de ingresos y riqueza en manos de unos pocos. Simplemente trato de llamar la atención sobre preguntas que me parecen de sentido común.

Resumiendo:

– La reducción de la desigualdad y la pobreza demandan la existencia de empresas –de cualquier tipo de propiedad- que sean capaces de sostener un mercado laboral con un salario medio que tenga, al menos, un nivel de entre tres y cuatro veces el actual, es decir, en el rango de 2,100 a 2,800 pesos mensuales. Crecer económicamente con equidad exige, en Cuba, contar con entidades productivas vigorosas y unidades presupuestadas eficientes que paguen buenos salarios.

– Un objetivo de política económica de esa magnitud probablemente exigiría una transformación más radical y más acelerada que la que parece haberse sugerido oficialmente hasta ahora. La reforma de la empresa estatal y la creación de un marco adecuado para la empresa privada nacional deberían ser dos áreas cruciales, y simultáneamente priorizadas, de la reforma económica. Creo que esta es una percepción compartida; lo interesante es la parsimonia con la que sigue discutiéndose sobre la posibilidad de una nueva ley de empresas y la inacción que se observa respecto a algo que ya ha sido políticamente admitido como política de Estado: la legalización y regulación adecuada de la empresa privada nacional.

miércoles, 26 de abril de 2017

Los cangrejos de Bahia de Cochinos


martes, 25 de abril de 2017

Larry Fink, el marxista que retrató a las estrellas

Larry Fink, el marxista que retrató a las estrellas

Una exposición en Milán le rinde homenaje y publica un libro con fotos de Andy Warhol



Una de las imágenes de la exposición de Larry Fink, en Milán.
Una de las imágenes de la exposición de Larry Fink, en Milán.

Larry Fink vive en una granja en Martins Creek, Pensilvania, desde hace 40 años. En el edificio, construido por Benjamin Franklin en 1750, reside con su esposa, la escultora Martha Posner. Alrededor en un terreno por el que corretean animales, construyó una sauna, una casa de invitados, un cuarto oscuro y un estudio en el que guarda miles de fotografías reveladas y sin revelar, el trabajo de toda una vida pegado a una cámara, que jamás termina de archivar y redescubrir. Nada de lo que allí se ve recuerda a las fabulosas fiestas que Fink ha fotografiado y por las que es conocido.

Hace tres años, en una de sus búsquedas rescató las fotos que aún guardaba de un viaje que hizo con algunos beatniks de Nueva York a México y por el que terminaron en prisión —un par de meses— cuando les pillaron con marihuana en la frontera. Esas fotos las convirtió en el libro, The Beats, que junto a su serie más famosa The Vanities, de la década que se pasó fotografiando las fiestas de Vanity Fair en Hollywood, se exhiben ahora en el espacio Armani/Silos de Milán.




Exposición 'The Beats and The Vanities', de Larry Fink , en Milán.
Exposición 'The Beats and The Vanities', de Larry Fink , en Milán.


Las estrellas del cine al lado de los hipsters pioneros. Los años de glamour de Fink versus su juventud atraída por la rebeldía beatnik. Parecen opuestas, pero no lo son, dice el fotógrafo. “Las fotos tienen más en común de lo que podría parecer a primera vista. Desde dos niveles muy, muy opuestos de egocentrismo, The Beats y The Vanities viven dentro del mismo valle”, explica, satisfecho de que Giorgio Armani viera las conexiones.

Larry Fink es, en cualquier caso, un hombre que ha vivido en mundos opuestos siempre. Su madre era una “comunista de visón” y él creció rodeado de artistas e intelectuales, convencido de que podía, y debía, cambiar el mundo sin excluir a nadie. Decidió hacerlo a través de la fotografía cuando su padre a los 12 años le regaló la primera cámara. Se define como “un marxista de Long Island”, cuya rebeldía no le hizo huir de las fiestas de la jet set de Manhattan cuando sus alumnos lo invitaron a fotografiarlas, sino que le animaron a colarse en ellas y pasar desapercibido con su esmoquin y su pequeña cámara de potente flash que captaba gestos ridículos, risas presuntuosas. Después, de vuelta en Martins Creek, se transformaba en “un barrigón rural” y fotografiaba a sus vecinos, de clase más humilde. Un contraste que unió en su primera serie, Social Graces.




Las actrices Naomi Watts y Lucy Liu, en Los Ángeles en 2000.
Las actrices Naomi Watts y Lucy Liu, en Los Ángeles en 2000.  


Si a sus vecinos los retrataba con compasión, a los primeros les retrataba con cierta rabia e ironía, la misma con la que captó a Andy Warhol, Ingrid Superstar, Lou Reed, John Cale, Edie Sedgwick y Gerard Malanga en 1966 en el Lower East Side neoyorquino. Una sesión de fotos que era inédita hasta que Fink la rescató entre las cientos de fotos de su estudio y publica ahora en el libro Fink on Warhol: New York Photographs of the 1960s.

Arte como fenómeno


Cuando las tomó, Fink era un veinteañero desconocido y buscando la revolución, Warhol y su troupe ya eran todo en Nueva York. A Fink le encargaron las fotos para el segundo número de la revista literaria East Side Review, que nunca llegó a publicarse, Fink podría haberlas publicado y haber alcanzado esos cinco minutos de fama que Warhol regalaba por su presencia. Nada le podía interesar menos al fotógrafo. “Su arte era interesante como fenómeno, pero no muy profundo”, le confesaba a The New York Times recientemente. “Se convirtió en una persona más generosa en sus últimos años y su fundación hace buen trabajo, así que no soy contrario del todo a Andy, pero no es mi tipo favorito, digámoslo así”.

Por eso cuando le ofrecieron sacar a la luz estas fotos de Warhol, Fink aceptó, pero solo si se colocaban frente a imágenes de lo que el llama un Nueva York más real de esos movidos años sesenta. El de Malcolm y manifestantes contra la guerra en Vietnam.

sábado, 8 de abril de 2017

El idioma Yoruba y sus diferencias de pronunciacion en Cuba y en Nigeria

En Cuba sobrevivieron y se mantienen en uso varias lenguas de origen africano ( Yoruba ( conocida como Lucumi en la isla ), Lingala, Ekwe etc ) asociadas a los cultos religiosos afrocubanos, como la isla fue la ultima colonia de España, muchas tradiciones perdidas por culpa del colonialismo y el exterminio de las culturas en Africa se conservaron en ella.
 

Orgasmo

Según este estudio, las mujeres alcanzan el orgasmo en el coche y el trabajo

¿Está nuestra visión del sexo basada en la ficción? ¿Qué es más satisfactorio, estimular el clítoris o la penetración vaginal? Desvelamos los enigmas.

orgasmo

¿Todas las mujeres se masturban? ¿Los orgasmos femeninos siguen un único patrón? ¿La forma de alcanzarlo es la misma? ¿Está la visión del sexo basada en la ficción? Estas son algunas de las incógnitas que ha desvelado el estudio de Bijoux Indiscrets a través de la web Librería de orgasmos con el objetivo de demostrar que la imagen que tenemos del sexo está distorsionada particularmente por las películas o el cine porno.
Para ello han contado con el orgasmo de 750 mujeres de 51 países diferentes. España, Estados Unidos, Alemania, México y Colombia han sido las nacionalidades que más han contribuido con sus orgasmos. También han contado con la participación de países como India, China, Arabia Saudí o Pakistán. Por lo tanto, la colaboración e implicación en sí misma de todas estas mujeres ya sería un dato representativo. Vayamos a las cifras.

"Casi el 80% de los orgasmos donados en la librería son alcanzados mediante el clítoris"

 

LAS MUJERES SE MASTURBAN
 
 
A día de hoy la masturbación femenina todavía es un tabú (entre amigas o no). Según Ana Lombardía, sexóloga y terapeuta de Sex Academy “hay muchas personas con dificultades para llegar al orgasmo en pareja. Muchas de estas personas lo consiguen con facilidad masturbándose a solas pero, cuando están en la cama con sus parejas, no lo consiguen, y aunque es frecuente escuchar esto en boca de mujeres, también hay muchos hombres a los que les sucede.” Continúa la experta, “de ahí que la gran mayoría de las mujeres haya fingido un orgasmo en uno u otro momento de su vida. A veces estas mujeres se cansan de simular su placer y quieren empezar a disfrutar de verdad”, sentencia.


El estudio de Bijoux Indiscrets desvela que el 42% de los orgasmos de la librería se han alcanzado en soledad, mientras que solo el 11,2% de mujeres no se ha masturbado nunca. Sin embargo, y teniendo en cuenta que los hombres se masturban con más frecuencia que las mujeres (el 1,6 % de los hombres no se ha masturbado nunca), son ellos los que se sienten más culpables cuando se masturban (20,4%) frente a las mujeres (13.3%).
Fuente Bijoux Indiscrets.
Fuente Bijoux Indiscrets.

Silvia C. Carpallo, sexóloga, periodista y escritora explica que “las mujeres del estudio nos muestran que tienen muchas técnicas y herramientas para masturbarse, y que no solo lo hacen en la intimidad de su casa, sino que son capaces de buscar su orgasmo en lugares como el coche o el trabajo, quizás como un remedio efectivo contra el estrés y como fuente de bienestar. Parece que cada vez tienen más claro que el autoerotismo no es un tabú, sino que es salud".

Fuente Bijoux Indiscrets.
Fuente Bijoux Indiscrets.

TODOS LOS ORGASMOS NO SON IGUALES


El estudio revela que el 22,5% de las mujeres españolas no llega al orgasmo nunca o casi nunca durante las relaciones sexuales. Que el 52% acaban por fingirlo al sentirse presionadas para alcanzarlo (y hacerlo del modo en el que sus parejas masculinas lo están esperando) y que el 11,8% siempre lo finge, costumbre de la que el 84% de los hombres no son conscientes.
Fuente Bijoux Indiscrets.
Fuente Bijoux Indiscrets.

En las imágenes del estudio se puede observar como el orgasmo no es un concepto único. Carpallo considera que este estudio “demuestra que no hay un sólo camino al orgasmo y desmitifica la dicotomía entre clítoris y vagina, por lo que podemos afirmar que el orgasmo es uno y los caminos para alcanzarlo son infinitos, teniendo en cuenta que cualquier parte de nuestra anatomía, si sabemos estimularla, puede llevarnos al éxtasis.” Además añade que “hay mujeres que llegan a consultar si tienen anorgasmia porque nunca han experimentado el típico "tsunami" de orgasmo o incluso desconocen si han tenido un orgasmo porque no se parece al que ha experimentado su amiga”. Sin embargo, el estudio demuestra que cada orgasmo es diferente a través de la representación gráfica y sonora.
 

ÉCLAIR

 
Nacionalidad: Portugal Duración: 26 segundos #Sola #Intenso #Habitación #Calor #Improvisando
Entre los orgasmos más populares se encuentra "Éclair", escuchado más de 30.000 veces. Las grabaciones también están acompañadas de pequeñas descripciones para dar contexto al estudio sobre la realidad del sexo, y así conocer en profundidad cuáles son las zonas erógenas preferidas, los lugares para practicar relaciones o masturbarse, e incluso las sensaciones o estados de ánimo que les provoca un orgasmo.
 



Según Bijoux Indiscrets, el 74% de los orgasmos se alcanzaron con la estimulación del clítoris, el 27% con el punto G, el 19% con senos y un 4% jugando con las piernas. El 22% lo hizo utilizando las manos, el 20% con un vibrador, o el 15% mediante la penetración. Las grabaciones se llevaron a cabo en la cama (13%), en el sofá (4,4%), el suelo (1,5%) o en la cocina (1,1%), así hasta alcanzar una larga lista de lugares que incluye el trabajo (1,9%) o el coche (1,2%).

LA IMPORTANCIA DEL CLITORIS

Lo primero que Carpallo ha identificado como sexóloga es la zona estimulada, ”a veces se da por sentado que el orgasmo solo se alcanza a través de una penetración vaginal, y en cambio lo que demuestran los resultados es que la mayoría de los orgasmos se han alcanzado con la estimulación del clítoris”. La sexóloga admite que es algo lógico. “El clítoris es mucho más grande de lo que a priori se ve y solamente la parte del glande (la punta de todo el sistema clitorial) tiene 8.000 terminaciones nerviosas, mientras que la del pene tiene 4.000. Tenemos que hacernos a la idea de la importancia del clítoris en el placer femenino y no basarnos solamente en la estimulación vaginal”. Además hace hincapié en que no se trata de demonizar el coito, sino en concienciar y explicar que esta perspectiva es más fácil para alcanzar el orgasmo.

“El clítoris tiene 8.000 terminaciones nerviosas, mientras que el pene tiene 4.000"


CONCLUSIÓN: FICCIÓN VS REALIDAD


La actriz porno y activista feminista, Amarna Miller, también intervino en la presentación del estudio y manifestó la importancia de reconquistar el terreno del sexo para acabar con los prejuicios y los estereotipos: "Durante cientos de años se nos ha explicado de que manera teníamos que vivir nuestras relaciones personales, gestionar nuestra sexualidad y construir el deseo, porque recordemos que desde hace muy poco tiempo todos los temas que están relacionados con el placer genital están fundamentalmente vinculados al hombre, y la mujer que lo disfrutaba de forma abierta recibía adjetivos bastante peyorativos. Recordemos también que el orgamo femenino ha estado considerado como algo malo y como consecuencia de la histeria de la mujer."

Elsa Viegas de Bijoux Indiscrets argumenta que “La ficción nos enseña una cosa, pero la realidad nos demuestra otra. El cine, incluyendo el porno, nos vende que el placer femenino sólo se consigue mediante penetración, no obstante, casi el 80% de los orgasmos donados en la librería son alcanzados mediante el clítoris. Otra discordancia es que en la ficción las mujeres no suelen masturbarse, la única manera de alcanzar su orgasmo es acompañadas, sin embargo más de la mitad de los orgasmos donados son grabados a solas. Viendo estas contraposiciones, no es una sorpresa que muchas mujeres lleguen a sentirse frustradas cuando no alcanzan el orgasmo con sus parejas; o lleguen a pensar que tienen problemas físicos; problemas que pueden resolverse con información real capaz de borrar prejuicios y tabúes sociales”, concluye.

domingo, 2 de abril de 2017

Venezuela

Mentiras sobre lo que pasa en Venezuela


 
 
 
El 9 de enero de 2017, la Asamblea Nacional venezolana desconoció al Presidente de la República, Nicolás Maduro. Votaron a favor de ese golpe de estado constitucional todos los diputados de la oposición salvo los tres diputados del partido de Henry Falcón, quienes entendieron la gravedad de esa decisión. Venezuela es un sistema político presidencialista desde 1811, influido por el constitucionalismo norteamericano. Al Presidente le vota directamente el pueblo -a diferencia de un sistema parlamentario como el español, donde al Presidente le vota el Parlamento- y le corresponde al Presidente, que es el Jefe del Estado, la dirección del país. Cuando la Asamblea decidió desconocer el poder legítimo del Presidente se estaba poniendo al margen de la Constitución. Se colocaron por voluntad propia en desacato. La prensa internacional no dijo nada.
 
La gran discusión entre el Presidente Maduro y la Asamblea tiene que ver con las actas de tres diputados de Amazonas. Se ha demostrado que compraron votos entre otras muchas irregularidades, lo que obligaría a repetir la elección en esos tres casos. La Asamblea se declaró en rebeldía y decidió echar un pulso a la Presidencia de la República. A imitación del constitucionalismo europeo, cuando hay un conflicto constitucional entre poderes el Tribunal Supremo puede asumir competencias del Parlamento en los casos en que fuera necesario. Hasta un fantoche como Donald Trump ha tenido que asumir las decisiones recientes del Tribunal Supremo norteamericano. Con su tradicional irresponsabilidad, la derecha española llama a desobedecer el estado de derecho en Venezuela y la decisión del Tribunal Supremo. No me extraña de Esperanza Aguirre o Pablo Casado: el PP, especialmente en Madrid, ha financiado sus campañas electorales con dinero negro. Es decir, el PP lleva varías legislaturas usando maneras propias de golpistas. E históricamente, al menos desde 1936, tienen oído músical para esa partitura. Quienes digan desde España que los venezolanos deben desoír las decisiones de su Tribunal Supremo son unos irresponsables que tiren piedras no solamente sobre el tejado venezolano, sino también sobre el nuestro. Luego tendrán la caradura de quejarse de los comportamientos al margen de la Constitución de la asamblea catalana.
 
Por si fuera poco, esa Asamblea dominada por la oposición proclamó que el Presidente había abandonado su cargo (algo absurdo y evidentemente falso) y propuso convocar elecciones presidenciales en el plazo de un mes. Ese intento de golpe de estado desde el Parlamento no recibió ni una sola crítica de los que ahora dicen que hay un golpe de estado en Venezuela. Entre ellos, el máximo responsable de la OEA que ayer mismo se reunía en la Ciudad de México con ex presidentes latinoamericanos procesados por lesionar los derechos humanos, y el Departamento de Estado de los EEUU. Qué curioso que justo después haya salido la petición de Almagro de enjuiciar a Venezuela desde la OEA. El papel de Almagro como  Secretario General de la OEA está haciendo mucho daño a la tan necesaria institucionalidad internacional (Pepe Mujica ya se distanció de él de manera definitiva y dejó ver a quién se había vendido). Almagro lleva varios meses mintiendo. Por ejemplo, ha dicho en dos ocasiones recientes que a Venezuela se la ha aplicado la Carta Democrática de la organización (que, tras muchos trámites -ni siquiera iniciados-, podría llevar a su expulsión como ya ocurrió con Cuba pero nunca ha ocurrido con los Estados Unidos, pese a haber promovido golpes de Estado como el de Pinochet contra Allende). Pero era mentira, como demuestra que hoy mismo ha pedido a la OEA que aplique la Carta Democrática. Ergo miente. Todo el rato. Él sabrá por qué, pero en su Uruguay natal dicen que se ha vendido por un puñado de dólares a los que siempre han querido que América Latina sea el patrio trasero norteamericano. Washington siempre busca a un criollo para hacer la tarea del traidor. Almagro no vive en Montevideo.
 
El Tribunal Supremo de Venezuela ha usado un artículo de la Ley de Hidrocarburos -la principal riqueza del país- que establece que los convenios internacionales y las asociaciones con grupos extranjeros deben ser aprobados por la Asamblea. Como la Asamblea está en situación jurídica de desacato, de manera que no puede -ni quiere- firmar ningún acuerdo, lo que pone en riesgo financiero a Venezuela. Es por eso que el Tribunal Supremo ha asumido las competencias estrictas de la Asamblea para la aprobación de esos contratos, de manera que el país pueda asumir los compromisos necesarios en un momento económicamente complicado por el hundimiento de los precios del petróleo (preguntémonos en España qué pasaría si se hundiera un 80 % el turismo).
El Tribunal Supremo no ha disuelto la Asamblea ni se han convocado nuevas elecciones para elegir nuevos diputados. Lo contrario de lo que están diciendo los medios de comunicación. Lo único que está haciendo el tribunal supremo es asumir unas competencias concretas para evitar que Venezuela se paralice mientras dure el descato. Si los diputados de la oposición quisieran, el desacato desaparecería de inmediato -bastaría con que cesaran en su desconocimiento del Presidente de la República y que reconocieran que los tres diputados elegidos en la Amazonía no pueden hacer uso de su acta debido a las muchas irregularidades probadas-, pero les resulta mucho más rentable seguir regalando falsas portadas a la prensa internacional. La derecha internacional, esa que se regala entre sí viviendas oficiales y que tiene una trama global de fondos buitres -donde están los Aznar, Botella, sus hijos, De Guindos, Rato, Aguirre y toda esa tropa de malos españoles donde también se ha colado algún “socialista” como Felipe González- quiere tumbar a Venezuela, igual que han hecho con Dilma Roussef en Brasil. ¿Quién que no esté vendido a esos intereses puede decir que asumir de manera temporal unas competencias esenciales para firmar unos contratos sin los cuales un país se quedaría entregado a los capitales internacionales es un golpe de Estado? ¿No son acaso los mismos que ven “normal” desconocer al Presidente del Gobierno y llamar a nuevas elecciones? Demasiados hipócritas.
 
Venezuela necesita mucho diálogo. El choque entre instituciones es malo para el país. Esa debiera ser la tarea de España: ayudar al diálogo. En todo el continente latinoamericano. En México -desde donde escribo- han asesinado este último mes a tres periodistas (¿Nos imaginamos lo que pasaría si hubieran asesinado a tres periodistas en Caracas?) y hay al menos 30.000 desaparecidos. El día a día de México es la aparición de fosas con cadáveres, la trata, el asesinato de mujeres, la desaparición de líderes sociales, la creciente pobreza y desigualdad junto a una impunidad del Estado estremecedora. Aún lloran en México a los 43 estudiantes de Ayotzinapa y el Presidente Peña Nieto se ríe de las víctimas no reconociendo las lagunas que apuntan al ejército, a la policía y a políticos vinculados al narco en la desaparición de las muchachas y muchachos. Parece que el PP y sectores del PSOE quieren ver a Venezuela convertida en México.  Para seguir la trama de los negocios.
Hay mercenarios que desearían abocar a Venezuela a una guerra civil. Creen que así podrían volver a recuperar el paraíso que tenían cuando controlaban el petróleo contra los venezolanos y venezolanas. Se equivocan, porque el pueblo venezolano no va a permitir que eso ocurra. Apuntar en esa dirección es querer llevar a Venezuela a un escenario terrible como los que ha creado la OTAN y las potencias occidentales en Oriente Medio. Ojalá el Estado de derecho que forma parte de los logros civilizatorios de Europa pueda funcionar también en Venezuela.  Esa es la principal tarea en la que podríamos colaborar los españoles en ese país: ayudar a reforzar el Estado de derecho. Aunque el PP de la Gürtel y la Púnica ¿qué va a enseñar?
 
Fue el diario El país el que celebró el golpe de estado contra Chávez en 2002 y fue el Presidente Aznar el que ordenó a nuestro Embajador a reunirse con el Presidente golpista. Ayudemos a que no vuelva a ocurrir nada de esto. Para ello, es esencial que los que no tienen otros intereses que los del dinero, dejen a la justicia funcionar. Y que nadie sea tan hipócrita para pedir en otros países lo que no pedimos para el nuestro.